Car emissions
Ruben de Rijcke (CC BY-SA 3.0)

Press release


en | de | fr | es

A step in the right direction, but Parliament fails to deliver independent EU oversight

Dieselgate


The European Parliament has voted today on both the findings and recommendations of the Dieselgate inquiry committee and the draft legislation on type approval of vehicles. The Greens/EFA group was instrumental in securing an inquiry into Dieselgate. Today was the first opportunity for all MEPs to translate its findings and recommendations into legislative action.

Pascal Durand, Greens/EFA shadow on the type approval legislation, comments:

"The introduction of EU-level market surveillance for vehicles is a step in the right direction. The European Commission will now be obliged to check that member states comply with legislation. We have also secured important changes to help break the cosy relationship between national authorities, car manufacturers, and the technical bodies in charge of the testing. The legislation also contains welcome steps towards greater transparency, with the Commission required to make public when it questions the non-compliance of a vehicle, giving consumers a better understanding of emerging problems. While these steps are welcome, they are an insufficient response to a scandal of this scale. Consumers deserve stronger protection, yet MEPs failed to back our calls for a right to refund or repair in cases of non-compliance."

Bas Eickhout, Greens/EFA member of the Dieselgate inquiry, adds:

"This vote was the first test of whether or not the European Parliament would take the conclusions of its own inquiry committee seriously. But when it came to the key vote on the establishment of an independent agency, MEPs sadly failed that test. An independent agency would create much greater transparency, bringing any wrongdoing on the part of car manufacturers out into the open, and forcing the Commission to take action. With MEPs failing to back this recommendation, the power of decision-making remains with the European Commission, despite their maladministration in allowing Dieselgate to happen. It seems that the full lessons of Dieselgate have yet to be learned."

 

Notes

In the wake of the Dieselgate scandal, the Greens/EFA group demanded an inquiry committee. The subsequent Emission Measurements in the Automotive Sector (EMIS) committee approved its final report earlier in February. The Internal Market and Consumer Protection (IMCO) committee has been working in parallel on the legislation on approval and market surveillance of motor vehicles (or “type approval”).

El Parlamento Europa propone nuevas medidas pero no suficientes para controlar la industria del automóvil

Dieselgate


El Parlamento Europeo ha votado hoy las conclusiones y recomendaciones del Comité de investigación sobre el escándalo de Dieselgate y sobre el proyecto de ley que pretende regular la homologación de vehículos a escala Europea. El grupo de los Verdes / ALE ha jugado un papel determinante para que se iniciara esta investigación. Hoy los eurodiputados han tenido la oportunidad de votar sobre las conclusiones de la investigación y las recomendaciones legislativas para que no vuelva a suceder.

Ernest URTASUN, eurodiputado de Los verdes-ALE (ICV) ha declarado tras el voto:

“Damos la bienvenida a la introducción de un mecanismo de vigilancia a nivel de la UE para controlar el mercado de automóviles. La Comisión Europea estará ahora obligada a verificar que los Estados miembros cumplan con la legislación. También hemos conseguido importantes cambios para ayudar a romper la estrecha relación entre las autoridades nacionales, los fabricantes de automóviles y los organismos técnicos encargados de las pruebas y dispositivos de control de emisiones. La legislación propuesta también propone medias para mejorar la transparencia, con la obligación de hacer público cuando la Comisión tenga sospechas sobre posibles incumplimientos por parte de los fabricantes de coches, dando a los consumidores más información sobre posibles problemas”

A pesar de que estas medidas van en la buena dirección, creemos que la respuesta es insuficiente si tenemos en cuenta la escala y alcance de este fraude. Pensamos que los consumidores necesitan estar más protegidos, pero la mayoría de eurodiputados no han dado apoyo a las demandas de los Verdes sobre el derecho a ser rembolsado o reparado en caso de incumplimiento de la legislación.”

Por su parte, el eurodiputado de Los Verdes-ALE (EQUO-Primavera Europea), Florent MARCELLESI, ha añadido:

“Esta votación era la primera prueba para que el Parlamento Europeo demostrara que se tomaba en serio las conclusiones de su propia comisión de investigación. Pero cuando ha llegado el momento de la votación clave sobre el establecimiento de una agencia independiente, los eurodiputados, lamentablemente, no han pasado esta prueba. Una agencia independiente ofrecería una mayor transparencia, sacando a la luz cualquier irregularidad por parte de los fabricantes de automóviles y obligando así a la Comisión a tomar medidas. Dado que otros  eurodiputados han decidido no respaldar esta recomendación, la capacidad de decisión sigue estando en manos de la Comisión Europea, a pesar de su error en la gestión del escándalo Dieselgate. Parece que no hemos aprendido la lección de este enorme fraude.”

Nota: A raíz del escándalo Dieselgate, el grupo de los Verdes / ALE exigió la creación de una comisión de investigación. Las subsiguientes Mediciones de Emisiones en el Comité del Sector Automotriz (EMIS) aprobaron su informe final a principios de febrero. El Comité del Mercado Interior y Protección del Consumidor (OCMI) ha estado trabajando paralelamente en la legislación sobre homologación y vigilancia del mercado de los vehículos de motor (o "homologación)